Rodaballo al horno

 

 

ISO, VELOCIDAD, DIAFRAGMA Y UN POQUITO DE SAL

Rodaballo al horno

Los pescados que más me gustan son los de los fondos, los planos, es decir, rodaballo, lenguado, rapantes,...

Eso sí, desde que por motivos de trabajo entré en contacto con proyectos de investigación de la Universidad y, gran parte de ellos estaban relacionados con patologías de rodaballos procedentes de la acuicultura, nunca más volví a comprar un rodaballo que no creciera en libertad.

¡No sabéis la de enfermedades y de medicación que se les da!

Así que ahí va mi consejo: rodaballo de mar, libre.

 

Los ingredientes:

- Rodaballo

- Patatas

- Aceite de oliva virgen extra

- Un vaso de vino blanco

- Zumo de medio limón

- Sal

 

Paso 1

Se cortan las patatas en láminas gruesas y se cuecen con sal hasta que estén casi al punto.

Paso 2

Se ponen en el fondo de la fuente, como haciendo una cama.

Encima se pone el rodaballo, al que echaremos el vaso de vino, el zumo de limón y el aceite de oliva. Al final se agrega la sal, para evitar que la desplacen los líquidos.

Paso 3

Se mete en el horno precalentado a 180ºC durante unos 45 minutos. Aunque el tiempo, como siempre, depende del animal. En este caso se trata de un rodaballo de un kilo.

Buen provecho.

 

 

Ñam

© 2014 Minia García buzon@lacocinademinia.es