Crema de calabacín

 

 

ISO, VELOCIDAD, DIAFRAGMA Y UN POQUITO DE SAL

Crema de calabacín

 

 

En sí no tiene mayor complicación esta receta, pero tiene un par de detalles que no debemos obviar.

Todas las cremas quedan mucho más ricas si sofreímos previamente las verduras.

Y el detalle fundamental a la hora de dársela a un niño: picatostes. ¿Que no tenemos picatostes? Pues quesitos, de los de la "Vaca que ríe" o "Caserío". Bueno, os dais cuenta de lo que me estoy refiriendo.

Eso sí, como mejor queda esta crema es haciéndola en una olla rápida.

Se podría hacer con patata, pero sería menos ligera y no se podría congelar.

 

 

Los ingredientes son:

- Un puerro

- Dos zanahorias

- Dos calabacines

- Agua

- Aceite

- Sal

- Pastilla de caldo de verduras

 

Paso 1

Picamos el puerro y lo sofreímos ligeramente. Pelamos y picamos el resto de las verduras y las vamos agregando. El calabacín no hace falta pelarlo, sólo limpiarlo muy bien.

Paso 2

Una vez que están blandas las verduras- sin llegar a dorarse- agregamos el agua hasta que las cubra.

También agregaremos la pastilla de caldo. La sal se la echaremos una vez que esté lista, para saber el punto exacto de sal que necesita.

Paso 3

La ponemos a fuego fuerte en la olla rápida. Cuando rompa a hervir, la dejaremos 10 minutos en el máximo- sin que se llegue a salir el agua de la olla-.

Paso 4

Una vez lista, le pasamos la batidora hasta que quede suave. Si vemos que queda muy grumosa le agregamos más agua.

Buen provecho.

 

Ñam

© 2014 Minia García buzon@lacocinademinia.es